jueves, 26 de enero de 2017

Tiramisú de frambuesas


Ingredientes :

(Para varias porciones)

250 gramos de frambuesas frescas o congeladas
50 gramos de azúcar
3 cucharadas de Kirschwasser (licor de cerezas) (opcional)
1 cucharada de harina de maíz fina tipo maicena
1 cucharada de agua a temperatura ambiente
250 gramos de mascarpone
6 cucharadas de leche a temperatura ambiente
2 sobres de azúcar vainillado ó 1 cucharadita de extracto o esencia de vainilla
200 mililitros de nata líquida para montar bien fría
20-22 plantillas (bizcochos de soletilla, melindros, lady fingers o savoiardi) abundante chocolate rallado para decorar
1 molde rectangular de aproximadamente 23 centímetros x 16 centímetros.


Preparación :

Este receta de tiramisú no lleva huevo y es una alternativa perfecta para las personas que no les gustan los postres con huevos crudos. 

Prepara la receta un día antes. De esa manera todos los sabores y texturas se entremezclan y tendrás un postre espectacular.

En una olla calienta a fuego lento las frambuesas junto con el azúcar hasta que el azúcar se haya disuelto por completo.
En un recipiente pequeño mezcla la harina de maíz fina con la cucharada de agua, cuidando de que no queden grumos y la añades a las frambuesas. Remueve hasta que el líquido haya espesado. Retira del fuego, deja enfriar y cuando esté tibio, si quieres utilizar el Kirschwarsser, lo puedes agregar ahora.
En un recipiente monta la nata.
En otro recipiente bate, con la ayuda de una batidora eléctrica para tortas, el mascarpone con la leche hasta que te quede una mezcla bien cremosa y brillante.
Con la ayuda de una espátula añade en tres tandas la nata al mascarpone. Mezcla con movimientos envolventes.
Coloca ordenadamente una capa de plantillas o bizcochos de soletilla en el fondo del molde, encima esparce una capa de la salsa de frambuesas y luego una capa de la mezcla de mascarpone y nata. Repite la operación una vez más.
Coloca encima del molde un film plástico para alimentos y lleva el tiramisú a la nevera por unas 4 a 6 horas.

Nosotros usualmente lo hacemos de un día para otro para que los sabores tengan tiempo de entremezclarse.
A la hora de servir, esparce abundante chocolate rallado para decorar.


Tener en cuenta :

Para montar la nata es importante que la nata líquida esté muy fría (0º -+ 3ºC), pero no congelada y el recipiente donde la vayas a batir también. Bate a velocidad máxima fijándote muy bien cuando comienza a espesar.
Baja la velocidad y bates por unos segundos más. Cuida de no pasarte, ya que se te puede cortar haciéndose mantequilla.


Buen provecho!.

¡Hasta cualquier momento!. Éxitos.









  

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Siempre los comentarios alientan a publicar!.

Buscar en este sitio web :